Situado en la calle Predicadores, La Matilde abrió las puertas en 1963 apostando por una cocina aragonesa de autor elaborada con productos de temporada, próximos y de calidad.

El restaurante ofrece una cocina imaginativa que toma los productos de Aragón como referencia para sus interpretaciones. Entre estos productos destacan los buñuelos de bacalao con crema de cebolla dulce de Fuentes de Ebro, el carpaccio de pulpo y guacamole con tomate en infusión y aceite de perejil o el ternasco a baja temperatura con anacardos y alcachofas.

La carta de vinos es completa, diversa, a nivel geográfico y económico. Recomendamos escuchar los acertados consejos del sumiller.

Plato del Restaurante La Matilde

Bodega del Restaurante La Matilde

Plato del Restaurante La Matilde

Salón amplio, sin agobios, con espacios y separaciones adecuadas, techos altos, mobiliario cómodo, mesas bien vestidas y menajes de gran calidad. En cuanto a la decoración, las colecciones de vitolas, monedas, sellos, botellas curiosas y alguna antigüedad dan un aspecto singular a este elegante restaurante.

La Matilde apuesta por un servicio de mesas de calidad, con un equipo compuesto por personal joven, profesional y de delicado trato.

El restaurante es recomendado por varios críticos para cenas románticas.

Dirección: Calle Predicadores, 7
Teléfono: 976 433 443
Sitio Webwww.restaurantelamatilde.com
Horario: De 13.30 a 16.00 y de 21.00 a 23.30. Domingo noche, cerrado.