La floración de los almendros anuncia la llegada del buen tiempo, y uno de los mejores sitios para verlo en Zaragoza es el parque Grande. No te pierdas este espectáculo efímero, ¡suele durar sólo un par semanas y ya ha empezado!.

Esta es una de las primeras señales de que próximamente vamos a cambiar de estación y de que vamos a dejar atrás el frío para, poco a poco, disfrutar de temperaturas más cálidas, más horas de sol y menos lluvias.

El almendro es el árbol frutal que antes florece, y aunque algunos años se adelanta debido a días de altas temperaturas, ya sabemos que dentro de poco nos quitaremos el abrigo.

El parque ocupa 409.000 metros cuadrados, aunque esa superficie se amplía si contamos también con los Pinares de Venecia, que comienzan en la misma linde del parque y se extienden a lo largo del Canal Imperial de Aragón, en las inmediaciones de los barrios de Venecia y Torrero.

El público que lo visita en estas fechas está constituido por una audiencia mixta, en la que conviven jóvenes armados con cámaras de fotos para captar el momento y jubilados paseando con calma entre los árboles.

Y son varios cientos de almendros los que hay, así que el espectáculo está a la altura del Hanami japonés, pero cambiando, eso sí, los cerezos por almendros. Tampoco los picnics que organiza la gente tienen nada que envidiar a la popular fiesta japonesa. ¡No dejes pasar el momento!